Kadabracolombia

Productos Naturales por Internet

Autoestima e imagen

Correo electrónico Imprimir PDF

Estoy gordo, estoy flaco, me gustaría ser más alto, más bajo, tener el pelo rizado, el pelo liso, la nariz más pequeña, los músculos más desarrollados, las piernas más largas...

¿Te resulta familiar alguna de estas afirmaciones? ¿Estás acostumbrado a hacerte de menos? En tal caso, no estás solo 

Como todos los adolescentes, tu cuerpo estás experimentando multitud de cambios. Y, a medida que va cambiando tu cuerpo, también lo hace tu autoimagen (la imagen que tienes de ti mismo). A mucha gente le cuesta habituarse a esos cambios, y eso puede repercutir sobre su autoestima. 
 
Autoestima e Imagen Corporal 
 
La autoestima se refiere a la medida en que nos aceptamos y valoramos y lo orgullosos que estamos de nosotros mismos. La autoestima es importante porque el hecho de sentirnos bien con nosotros mismos puede influir sobre nuestra forma de actuar. Una persona que tiene alta la autoestima hará amistades con facilidad, controlará mejor su comportamiento y disfrutará más de la vida. 

La imagen corporal se refiere a cómo se siente una persona con su aspecto físico. Para muchas personas, sobre todo durante la primera etapa de la adolescencia, la imagen corporal está íntimamente relacionada con la autoestima. Esto se debe a que, al estar dejando de ser niños para convertirse en adultos, a los adolescentes les preocupa mucho más cómo los ven los demás.
 
Como influye la autoestima sobre la persona
 
Algunos adolescentes tienen problemas de autoestima al principio de la pubertad porque su cuerpo experimenta multitud de cambios. Esos cambios, combinados con el deseo natural de ser aceptados, hacen que les resulte tentador compararse con los demás. Se pueden comparar con las personas que tienen alrededor o con actores y famosos que ven en la televisión, el cine o las revistas.
 
Pero, no tiene demasiado sentido compararse con otras personas porque los cambios que conlleva la pubertad son diferentes en cada persona. Algunas personas empiezan a desarrollarse pronto, mientras que otras lo hacen de forma tardía. Algunas desarrollan temporalmente capas de grasas para prepararse para el estirón, otras se engordan de forma permanente y hay otras que siguen estando flacas por mucho que coman. Todo depende de cómo hayan programado su cuerpo los genes.
 
Cómo aceptarte y estar contento contigo mismo 

Algunas personas creen que necesitan modificar su aspecto físico o su forma de comportarse para sentirse bien consigo mismos. Pero, de hecho, lo único que necesitan hacer es modificar la forma en que perciben su cuerpo y lo que piensan sobre sí mismos. Estos algunos consejos que puedes seguir para ganar en aceptación de tu autoimagen:
 
1. Reconoce que tu cuerpo es tuyo, independientemente de la forma, talla o color que tenga. Si te preocupa mucho tu peso o tu estatura, ve al médico para saber si todo va bien. Pero, recuerda el aspecto de tu cuerpo solo es de tu incumbencia, a fin de cuentas, eres tú quien ha de estar contento contigo mismo.
 
2. Identifica qué elementos de tu aspecto físico puedes cambiar de forma realista y cuáles no. Todo el mundo (hasta el famoso aparentemente más perfecto) tiene cosas que no le gustan de sí mismo que no puede cambiar y necesita aceptar, como su estatura o su talla de zapatos.
 
3. Si hay aspectos de tu cuerpo que quieres y puedes cambiar, hazlo fijándote metas. Por ejemplo, si quieres ponerte en forma, diseña un programa para hacer ejercício diariamente y comer alimentos nutritivos. Luego haz un seguimiento de tus progresos conforme te vayas aproximando a la meta. ¡Plantearse retos personales es una forma estupenda de elevar la autoestima!
 
4. No hagas comentarios negativos sobre ti mismo. Prueba a elevar tu autoestima haciéndote tres piropos cada día. Cada día antes de acostarte piensa en tres cosas de ese día que te hayan hecho disfrutar. Puede ser cualquier cosa, desde notar los rayos del sol en la cara hasta escuchar a tu grupo musical favorito u oír cómo se ríe alguien cuando le cuentas un chiste. Centrándote en las cosas buenas que haces y los aspectos positivos de tu vida, podrás cambiar para bien la forma en que te sientes contigo mismo.
 
¿Cómo pedir ayuda? 

A veces los problemas de baja autoestima y de imagen corporal negativa no se pueden superar sin ayuda. Unos pocos adolescentes se deprimen, pierden el interés en las actividades y relaciones sociales o incluso se autolesionan o se refugian en el alcohol o el consumo de drogas. Si te sientes así, te puede ayudar hablar con uno de tus padres, un monitor o entrenador, el psicólogo de tu colegio, un terapéuta u otro adulto con quien mantengas una relación de amistad.
 
Si tienes la sensación de que tu imagen corporal y tu autoestima están repercutiendo negativamente sobre tu vida, lo más importante que puedes hacer es pedir ayuda!

Editado por: Maria del Carmen
12/01/2011 
--------------------------------------------------------
Temas relacionados de interés
 
 
 
> Volver a Salud Emocional del BlogKadabra
 
 
Déjenos su Comentario...
 
 

 

 

 

Encuentrenos en:

www.kadabracolombia.com
Tel. (1) 8756310 - Cel. 3173139138  
Lunes a Viernes 7:30am a 7:30pm
E-mail 1: servicioalcliente@kadabracolombia.com
E-mail 2: kadabracolombia@outlook.com
Bogotá-Colombia
 
kadabracolombia en facebook kadabracolombia en twitter